Archivos de Etiqueta: ginferno

batiburrillo música

Mi Nasti

Supongo que cada uno tiene un Nasti, que depende de las experiencias, el tiempo y las horas que haya pasado allí. En mi caso son muchas, porque la primera vez que pisé el Nasti aún se llamaba Maravillas, en la pared del escenario había pintada una lavadora como homenaje al disco de Sonic Youth y el techo estaba cubierto de césped artificial y margaritas. Luego llegó el Nasti como lo conocemos hoy, con la cortina roja “lynchiana”, Chema y Carla al frente (Roberto, Edu y Marta los viernes como Barbarella) y una programación que a día de hoy ya quisieran muchos: ahí tocaron Glass Candy antes de que lo petaran con ‘Drive’, Delorean dentro del minifestival Mira mamá soy raro que organizaba Gssh! Gssh! (y Adrián de Alfonso, y Arnau Sala, y Humbert Humbert), 2 Many DJs,  Margarita, Los Punsetes, Comets on Fire, El Guincho la misma noche que lo ficharon de XL/Young Turks, Nacho Vegas, Grabba Grabba Tape, Ginferno, Deerhoof… y tantísimos otros, que haría falta un post sólo para recordarlos.

Pero hay otro Nasti, el emocional, ése que los últimos años ha formado parte de mi vida y sin el que no puedo concebir buena parte de esos años: allí no sólo he pasado muchas noches rodeada de amigos (en algún momento he arrastrado a casi  todos allí, y a muchos otros conocí entre sus cuatro paredes), sino que gracias a Roberto pasé muchas horas en la cabina del Barbarella e incluso en el ropero (donde probablemente he visto cosas mucho más surrealistas que pinchando poniendo un disco tras otro). Demasiados años,y demasiados buenos recuerdos, como para que no me afecte la noticia del cierre. Habrá que ir el 27 y quemar las naves antes de partir.

música política sociedad

La polémica del día: el machismo en el “indie”

Últimamente no hago más que encontrarme con el debate del feminismo, no sé si es que a raíz del 15M se han despertando algunas conciencias que andaban un poco dormidas o qué, pero el caso es que ahí está.

El último dardo lo lanza El Diagonal desde una columna llamada “Machismo gafapasta” en la que se denuncia la actitud machista del indie. Hay cosas con las que no estoy de acuerdo de ese artículo, pero sí en el fondo: hay machismo, sí, pero no en el “indie” (qué manía tengo a hablar de escena, y más aún “indie”, me da mucha grima, la verdad), sino en todos los sectores de la sociedad. En todos. En la línea de autobús que cojo habitualmente sólo he visto una mujer al volante, por ejemplo. También podemos hablar de los reportajes de las “vecinitas” (¿se siguen haciendo?), de la foto de una mujer en ropa interior que saca ese diario deportivo o de la lamentable presencia femenina en el Gobierno (oh, sí, hay mujeres, ¿pero son válidas?).

En realidad, pienso que el machismo terminará el día que exista empatía. Yo no quiero una igualación por abajo, para mí no es un logro que un grupo de mujeres vaya a a un “boys” y meta billetes en el tanga de un hombre, más bien lo veo un retroceso. Al final todo se reduce a respeto mutuo y empatía. No quiero guerras de sexos tampoco, no me interesan, me agotan y no llevan a ninguna parte. Creo mucho más en ponerse en la piel del otro. Y me da igual que hablemos de “indie”, de “mainstream”, de literatura, de política o de arte. Las actitudes, son las mismas en todos los mundos, me temo.

No creo que como dice el artículo un grupo se convierta automáticamente en machista por escribir una canción vengativa. Yo misma he sentido empatía con algunas de las letras que señalan con el dedo en ese artículo, y eso no me convierte en ¿”andronista”? ¿Cómo se llama a quien odia a los hombres? Porque feminista, desde luego, no es. También se obvian en el artículo canciones en las que se ensalza a la mujer, por ejemplo, o en las que directamente se habla de política. Tampoco creo que decir que ‘Disfraz de tigre‘, que es una canción sobre una caja registradora, se pueda poner como ejemplo de empoderamiento de la mujer.

Me parece mucho más enriquecedor para todos aportar ejemplos positivos al debate, y artistas “indies” (otra vez la palabra) que no son machistas, afortunadamente los hay y ha habido: Margarita, Ginferno, Grosgoroth, Extraperlo, Los Punsetes, Delorean, Centella, Sibyl Vane, Veracruz, Za!, Uke, Diego García, Linda Mirada, Humbert Humbert…

Tal vez, es sólo una hipótesis, igual me equivoco, pero creo que podríamos llegar más lejos si además de dedicarnos al “yo acuso”, hiciéramos algo por aportar ejemplos positivos y constructivos, enseñar un camino.

batiburrillo música

‘Tour vértigo’

He tardado un tiempo pero ya he terminado mi primer libro: ‘Tour vértigo’.

Es una historia oral sobre lo que supone tener un grupo de música, componer, enfrentarse al estudio, salir de gira, recibir críticas buenas y malas, atender a la prensa y todo lo que conlleva, vaya. Para ello he entrevistado a músicos nacionales e internacionales, algunos con carreras más dilatadas y otros que están empezando, pero todos con cosas interesantes que contar.

El estilo, insisto, es oral: mi opinión es lo que menos importa. De lo que se trata es de que hablen ellos, que cuenten cómo se sienten, cuáles son sus miedos, sus ilusiones y sus debilidades. También rompen muchos mitos en torno al manido “sexo, drogas y rock & roll” y descubren lo desubicados que se sienten en más de una ocasión.

Ahora mismo ando buscando editorial. Si alguien se anima, se puede poner en contacto conmigo en cvelascoparra (a) gmail.com. Si no, siempre queda la autoedición en formato digital, ¿por qué no?

La lista de grupos entrevistados, a continuación. Por estricto orden alfabético:

Adrián de Alfonso
Alan Vega
Alexander Hacke
Alta Cabeza
Animal Collective
Arnau Sala
Astrud
Black Dice
Carter USM
Centella
Clint
Cosey Fanni Tutti
Danielle de Piccioto
Darren Hayman
Deerhoof
Delorean
El Guincho
Faust
Ginferno
Glass Candy
Grabba Grabba Tape
Handsome furs
HEALTH
Ian MacKaye
La Bien Querida
Liars
Lindstrom
Los Planetas
Los Punsetes
Margarita
Massieras
Micah P. Hinson
Oneida
Surfer Blood
The Ex
The Wave Pictures
Uke
Wire
Wolf Eyes
Xiu Xiu
ZA!
Zola Jesus